Comprensión de 5 Textos Pedagógicos que los Docentes deben Practicar

COMPRENSIÓN DE TEXTOS PEDAGÓGICOS PARA DOCENTES


TEXTO 1

Para el control adecuado de las acarosis y las pediculosis, en primer lugar, es importante desterrar lo que para algunos especialistas son una serie de mitos prevalentes entre la población e incluso en algunos profesionales de la salud, mitos que han sido puntualizados por el Dr. John Maunder del Medical Entomology Center de Cambridge (Inglaterra).

En cuanto a la acarosis, debemos enseñar a la población que no hay ácaros viables en el ambiente general y que solo se transfieren entre personas como resultado de contactos prolongados, de piel a piel, —como por ejemplo— estrecharse las manos o compartir el lecho, lo que explica por qué frecuentemente los encontramos en manos y dedos, abdomen y área genital; otro mito es creer que se necesita hervir la ropa de cama para eliminarlos, lo cual es absolutamente innecesario ya que no hay parásitos viables en las ropas de cama, pues mueren a los pocos minutos de abandonar la piel humana y no es posible que sobrevivan al lavado a temperatura normal; asimismo, no tiene sentido la fumigación de escuelas, hospitales, omnibuses, ambulancias, baños, etc.

Otro tanto acontece con los piojos de la cabeza, que si bien no mueren a los pocos minutos de dejar la cabeza del ser humano —como los ácaros—, es poco el tiempo que pueden sobrevivir lejos de la misma e incluso sus liendres requieren de la temperatura alcanzada en la cabeza del hombre para poder madurar, incubar y alcanzar su estadio definitivo; la única forma de contagio es mediante el contacto entre seres humanos, el piojo de la cabeza humana ha aprendido que si infesta algo que no sea la cabeza de un ser humano su destino inevitable es la muerte. Uno de los mitos más difundidos sobre estos insectos es que la pediculosis capitis puede ser transmitida por sombreros, gorras, peines, cabezales, ropa de cama, teléfonos, piscinas; ya que, en la práctica, no existen piojos viables en el medio ambiente.

1.- ¿Cuál es el tema central en el texto?

a) El control adecuado de la acarosis para evitar el contagio

b) Las diversas formas de evitar la acarosis y la pediculosis

c) Los prejuicios sobre el contagio de acarosis y pediculosis

2.- De lo que se dice en el texto sobre la pediculosis capitis, se infiere que, si una persona trabajase como buzo,

a) sería un depositario y un transmisor seguro.

b) difícilmente se contagiaría de esta en su labor.

c) carecería de medios de protección eficientes.

3.- A lo largo del texto, la palabra VIABLES puede ser sustituida por

       a) contagiosos.                             b) sobrevivientes.                               c) parasitarios.

4.- Según lo que algunos especialistas sostienen sobre los ácaros, es incompatible aseverar que

a) estos tienen un hábitat muy limitado: el cuerpo humano.

b) el perro es inmune al contagio de estos desde los humanos.

c) todo profesional de la salud conoce su forma de contagio.

5.- En la lógica del texto, si los piojos de la cabeza tuvieran una existencia prolongada fuera de esta,

a) podrían transformarse rápidamente en ácaros.

b) su contagio se facilitaría lavando la ropa de cama.

c) su contagio sería posible a través de los gorros.

TEXTO 2

Como la justicia se ha imaginado para el bien común, aquello a lo que tiende el derecho, o respeto de lo que es justo, necesariamente es algo que equivale a un bien para todos los miembros de la sociedad, individual o colectivamente. Y puesto que cada uno investiga bajo la dirección de la naturaleza lo que es bueno para él, es lógico que el derecho, o respeto de lo que es justo, sea algo conforme a la naturaleza y se califique de natural. En efecto, a veces ocurre que en una sociedad se indica como derecho, o respeto de lo que es justo, lo que no se corresponde con el bien de la sociedad y que, al no ser conforme sino contrario a la naturaleza, no debe, pues, sino equivocadamente y como una forma de hablar, pasar por justo, puesto que lo que depende realmente del derecho natural, es decir, de lo que es justo según la naturaleza, es, tal cual, verdaderamente útil y bueno. Igualmente, el derecho natural o iusnaturalismo, esto es, lo que es justo según la naturaleza, es propiamente hablando la prenda de una ventaja, siendo esta, según el deseo general, que los hombres no se hagan mal los unos a los otros, y así vivan en seguridad, buscando cada cual el bien con la naturaleza como guía.

Tengo aquí, por tanto, lo útil y el bien por idénticos, y considero que depende de dos condiciones que una cosa sea justa o esté garantizada por el derecho: que sea útil o tienda a la utilidad común, es decir, a la tranquilidad, y que haya sido prescrita por un acuerdo unánime de la sociedad. En efecto, nada es completamente justo sino lo que la sociedad, de un común acuerdo y unánimemente, ha querido ver respetado. Por esto es por lo que habitualmente se atribuye el nombre de derecho o de cosa justa a la vez a la utilidad común y al acuerdo común de la sociedad. Efectivamente, se califica de derecho tanto lo útil mismo —porque coincide con el derecho o está, con toda razón, indisolublemente ligado a él— como el acuerdo y la prescripción unánimes de la sociedad que llamamos ley, la cual prescribe, por ejemplo, a cada uno lo que es útil o justo.

6.- El autor aborda, principalmente, ______________________ dentro del derecho natural.

a) la utilidad de las leyes en búsqueda de la tranquilidad

b) las condiciones para que algo sea denominado como justo

c) las confusiones en torno a lo bueno para los ciudadanos

7.- En el texto, el término PRENDA implica

a) sumisión.         b) garantía.        c) apariencia.

8.- Se infiere que la identidad entre lo útil, lo bueno y lo justo garantiza

a) la validez universal de las normas del derecho.

b) que nadie pueda ser realmente malvado.

c) la necesidad de contravenir el orden natural.

9.- Resulta compatible con el texto afirmar que los consensos, en el ámbito legal que se resalta en el texto,

a) coinciden con el orden natural.

b) siempre generan dinero y lucro.

c) son siempre cambiantes y relativos.

10.- Si una norma exacerba los ánimos de los ciudadanos y los conduce a la zozobra, entonces

a) otorgaría múltiples beneficios a la sociedad.

b) sería disconforme con el derecho natural.

c) apelaría a una supuesta racionalidad universal.

TEXTO 3

La noción de estilos de aprendizaje hace referencia a la idea de que los estudiantes aprenden mejor si se toman en cuenta sus preferencias en cuanto a la forma en que se les presenta la información. Si bien existe un sinfín de marcos teóricos para categorizar los distintos estilos de aprendizaje, el más popular divide a los estudiantes en tres tipos: aprendices visuales, aprendices auditivos y aprendices cinestésicos. De acuerdo con esta teoría, un estudiante que se declara a sí mismo como aprendiz visual aprende mejor usando material visual, mientras que un aprendiz auditivo encuentra el material auditivo más útil que el contenido visual. Pero esta clasificación no es la única de su especie: se han documentado más de 71 instrumentos y teorías de estilos de aprendizaje, con oposiciones dicotómicas exóticas como convergentes/divergentes, intuitivos/analistas e incluso jerárquicos/anárquicos.

El consenso ampliamente mayoritario entre los expertos es que la hipótesis de los estilos de aprendizaje no tiene sustento científico. Aunque es cierto que todo estudiante puede desarrollar preferencias subjetivas por material de uno u otro tipo, la investigación ha refutado que los estudiantes aprendan mejor cuando solo utilizan la vía sensorial que prefieren. En particular, se ha mostrado que, para un individuo, es más fácil y rápido procesar información a través de diferentes canales simultáneamente que hacerlo a través de un solo canal. Por ejemplo, una persona puede reconocer más fácilmente un instrumento si ve una figura que lo representa (canal visual) y escucha el sonido que produce (canal auditivo) que si solo ve la figura o escucha el sonido. Desde una perspectiva más general, se ha hallado que los estudiantes –sin importar qué estilo de aprendizaje prefieran– aprenden con mayor profundidad empleando formatos que combinan palabras e imágenes que utilizando formatos que solo incluyen palabras. A partir de evidencia como esta, los neurocientíficos consideran que los métodos pedagógicos que presentan la información a través de varios canales sensoriales son los más adecuados para optimizar el aprendizaje.

En este contexto, los académicos han pedido a educadores y estudiantes reemplazar el neuromito de los estilos de aprendizaje con estrategias y recursos basados en evidencia de la teoría cognitiva. Sin embargo, y a pesar de las recomendaciones de los expertos, existe una miríada de sitios de internet en los que se anima a las personas de toda edad a “encontrar su estilo de aprendizaje”, lo que muestra no solo cuán masivas se han vuelto estas teorías (más aún en los medios digitales), sino, sobre todo, de qué manera la cultura online de la caracterización individual perjudica la difusión de la investigación educativa. Por ello, no es inusual que algunos estudiantes lleguen a clase con asunciones explícitas sobre sus modos más eficientes de aprendizaje. Y, de hecho, muchos educadores aún confían en la teoría de los estilos de aprendizaje porque es aparentemente intuitiva y halla eco en la experiencia de aula.

Sin embargo, tanto educadores como estudiantes necesitan aprehender la diferencia entre estilos de estudio y procesos de aprendizaje. Los estudiantes pueden desarrollar sus propias preferencias para revisar los contenidos de un curso, pero estas prácticas no se deben equiparar con procesos cognitivos más profundos y universales, como la construcción de aprendizajes sobre la base de saberes previos, la metacognición, el establecimiento de conexiones conceptuales o la transferencia de conocimiento. Además, es fundamental tomar conciencia de que –como se mencionó anteriormente– los estudiantes se benefician cuando se les proporciona distintas formas de acceso al aprendizaje. Así, la presentación de información en varios formatos estimula el procesamiento cognitivo activo, y promueve el aprendizaje significativo.

Adaptado de “Evaluación de conocimientos y actitudes sobre neuromitos en futuros/as maestros/as” de Aldo Fuente y Alicia Risso, y “Learning Styles as a Myth” del Center for Teaching and Learning de Yale University

11.- PREGUNTA

¿Por qué en el texto se afirma que la hipótesis de los estilos de aprendizaje carece de sustento científico?

a) Porque existen demasiados marcos teóricos de estilos de aprendizaje, que se contradicen entre sí.

b) Porque perjudica la difusión de la investigación educativa al basarse en la cultura digital de la caracterización individual

c) Porque diversos estudios en teoría cognitiva demuestran que la información presentada a través de varios canales optimiza el aprendizaje.

12.- PREGUNTA

En el tercer párrafo, ¿a qué se refiere la expresión “miríada de sitios de internet”?

a) A la calidad de los sitios de internet

b) A la cantidad de los sitios de internet

c) A la reputación de los sitios de internet

13.- PREGUNTA

¿Cuál de las siguientes afirmaciones se puede concluir del texto?

a) Para muchos individuos, el canal visual es más eficiente que otros canales sensoriales para procesar la información.

b) Todos los estudiantes desarrollan preferencias subjetivas por determinados formatos de presentación de la información.

c) Los métodos basados en un estilo de aprendizaje específico desaprovechan el potencial del estudiante para procesar la información.

14.-PREGUNTA

En una reunión con sus colegas, una docente opinó lo siguiente

“Si los estudiantes eligen que se les presente la información por un canal determinado (por ejemplo, el canal visual o el canal auditivo, entre otras posibilidades), debemos elaborar estrategias de enseñanza basadas en dicho canal. De este modo, ayudamos a que los estudiantes aprendan mejor”.

¿Cuál de las siguientes ideas del texto refuta la opinión de la docente?

a) Los estudiantes pueden aprender mejor cuando se les proporciona múltiples canales de acceso a la información.

b) Muchos educadores confían en la teoría de los estilos de aprendizaje porque es intuitiva y halla eco en la experiencia de aula.

C) La clasificación de los estudiantes en aprendices visuales o auditivos no es la única que existe entre las teorías de estilos de aprendizaje.

15.- PREGUNTA

¿Cuál es el propósito principal del texto?

a) Poner en tela de juicio la práctica frecuente entre estudiantes de favorecer un único estilo de estudio para desarrollar sus aprendizajes.

b) Demostrar que la presentación de la información en diversos formatos favorece el procesamiento cognitivo activo y el aprendizaje significativo.

c) Convencer de que la hipótesis de los estilos de aprendizaje debe descartarse en favor de métodos que presenten la información en diversos formatos

TEXTO 4

¿Qué tienen en común la victoria de Donald Trump en Estados Unidos, el triunfo del Brexit en Reino Unido y el del ‘No’ en el referéndum por la paz en Colombia? En los tres casos se trató de campañas muy polarizadas y, tras el resultado, se habló del papel de las plataformas digitales, que habrían ‘intoxicado’ estas campañas con noticias falsas, e influido de ese modo en su resultado, en todos los casos inesperado. A raíz de estos eventos, la expresión ‘posverdad’ pasó a ocupar un gran espacio en los medios de comunicación. El diccionario Oxford define el término como “circunstancias en las que los hechos objetivos influyen menos en la formación de la opinión pública que las referencias a emociones y a creencias personales”. En esta era de la posverdad, muchas noticias falsas son aceptadas y difundidas, incluso a sabiendas de que son falsas, cuando se ajustan a los marcos de creencias de quienes las adoptan

Pero ¿es la posverdad un fenómeno nuevo? ¿No han existido antes noticias falsas? ¿Qué motiva que ahora hablemos y debatamos ampliamente sobre la posverdad?

La respuesta es que los paradigmas de acceso a la información han cambiado, y, frente a estos cambios, la forma en que nos comportamos ante las noticias cobra incluso mayor relevancia. La prensa y los informativos de televisión pierden audiencia, especialmente entre las generaciones más jóvenes, entre las cuales las redes sociales han pasado a ser hegemónicas. Según un estudio de 2016 del Pew Research Center, un 62% de los adultos estadounidenses obtiene la mayor parte de la información a través de las redes sociales (cuatro años antes, el porcentaje era de 49%). Este dato confirma lo que ya señaló el Digital News Report en 2015: los informativos tradicionales pierden terreno en favor del video en línea, sobre todo entre los menores de 35 años. El Digital News Report destacó, además, el rol cada vez mayor que juega Facebook en encontrar, discutir y compartir información.

Esta nueva forma de consumir contenido informativo, sin embargo, no es inocua. Una de las principales características de las redes sociales es que ajustan los contenidos que muestran según las búsquedas previas de los usuarios. En la práctica, esto impide que nos lleguen puntos de vista en conflicto con el nuestro, obstaculiza el acceso a información que podría desafiar o ampliar nuestra visión del mundo, y convierte nuestra experiencia virtual en una cámara de resonancia de nuestras propias ideas, donde las visiones diferentes se descartan o se representan de forma minoritaria. Este “efecto de burbuja” resulta más intenso cuando involucra informaciones que apelan a emociones y a creencias firmemente enraizadas, que hacen a los individuos especialmente susceptibles a la manipulación política. Un reciente estudio de la IMT School for Advanced Studies en Italia señala, por ejemplo, que las redes sociales ayudan a que las teorías conspirativas (como aquellas creadas para desacreditar a una persona o tergiversar un hecho público) persistan y crezcan en el espacio virtual, en el que la verdad de la información deja de importar. Lo que importa es si la información se adapta a una narrativa propia. De esta forma, resulta difícil construir un debate real en una esfera pública compartida, y el comportamiento político se vuelve impredecible.

En este contexto, resulta imperativo promover la alfabetización mediática, especialmente entre los jóvenes. Si ellos obtienen información de las redes sociales y otros medios digitales, deben aprender a evaluar apropiadamente lo que leen. El presente podría parecer poco prometedor: según un estudio de la Universidad de Stanford, un 82% de estudiantes de secundaria en un estado como California (EE. UU.) no puede distinguir entre una propaganda y una noticia real en una página web.

Pero resulta relevante notar que quienes asisten a cursos sobre alfabetización mediática incrementan su habilidad para entender y evaluar los mensajes de los medios. Por ello, es positivo que, en los últimos años, se hayan multiplicado las iniciativas de alfabetización mediática dirigidas a jóvenes, así como a ciudadanos en general. La herramienta digital estadounidense conocida como la Iniciativa de Polarización Digital, por ejemplo, hace participar a estudiantes universitarios en el análisis de la veracidad de noticias de Twitter o Facebook. No solo investigan, sino que además dotan de contexto y sentido común a noticias que van desde el fraude electoral a artículos sobre un nuevo tratamiento contra el cáncer. Del mismo modo, la compañía de medios francesa France 24 utiliza la página web de su programa Les Observateurs para enseñar metodología del trabajo periodístico y estimular el sentido crítico de los espectadores

Estamos, aparentemente, ante el desarrollo de un movimiento hacia la alfabetización mediática, nacido, paradójicamente, del auge de la posverdad. Ojalá tenga éxito. Es necesario empoderar a los ciudadanos y facilitarles la adquisición de las competencias necesarias para comprender y evaluar la información, de tal manera que puedan distinguir entre noticias reales y falsas. La alfabetización mediática puede contribuir a construir una ciudadanía informada que pueda decidir libremente. Es responsabilidad de todos luchar contra la creciente tolerancia al engaño y la mentira.

Adaptado de “Fake news: una oportunidad para la alfabetización mediática” de Nuria Fernández-García

16.- PREGUNTA

La autora del texto se apoya en una fuente para sustentar, principalmente, la idea de que los jóvenes tienen dificultades para distinguir entre noticias reales y noticias falsas. ¿Cuál es esta fuente?

a) Digital News Report.

b) Universidad de Stanford.

c) IMT School for Advanced Studies

17.- PREGUNTA

En el texto, ¿a qué se refiere la noción de ‘posverdad’?

a) A un contexto en el que las noticias se aceptan cuando se ajustan a los marcos de creencias de quienes las adoptan, sin importar su veracidad.

b) A un tipo de noticias que se difunden a través de los medios de comunicación, independientemente de su veracidad-

c) A la capacidad de evaluar la veracidad de la información nueva proveniente de las redes sociales y otros medios digitales.

18.- PREGUNTA

En el texto, ¿cuál de los siguientes hechos es una consecuencia del “efecto de burbuja”?

a) Las redes sociales ajustan los contenidos que muestran según las búsquedas previas de los usuarios.

b) La prensa y la televisión pierden audiencia frente a los medios digitales, sobre todo entre los jóvenes.

c) Las redes sociales ayudan a que las teorías conspirativas persistan y crezcan en el espacio virtual.

19.- PREGUNTA

¿Cuál de los siguientes pasajes del texto muestra que la autora está a favor de la alfabetización mediática?

a) “Es necesario empoderar a los ciudadanos y facilitarles la adquisición de las competencias necesarias para comprender y evaluar la información []”.

b) “[] la Iniciativa de Polarización Digital [] hace participar a estudiantes universitarios en el análisis de la veracidad de noticias de Twitter o Facebook”.

c) “Una de las principales características de las redes sociales es que ajustan los contenidos que muestran según las búsquedas previas de los usuarios”.

20.- PREGUNTA

¿Cuál de las siguientes afirmaciones NO es consistente con lo sostenido por la autora en el texto?

a) Al encerrarse en sus propias ideas, las personas se vuelven más intolerantes ante posturas distintas a las suyas.

b) Las redes sociales son herramientas que permiten dotar de contexto y sentido común a distintos tipos de noticias.

c) En el espacio virtual, la veracidad de la información importa menos que su compatibilidad con los marcos de creencias de quienes la reciben.

TEXTO 5

En la historia del pensamiento matemático (siglo XIX), las geometrías no euclidianas pertenecen a una categoría diferente. Sus axiomas fueron considerados inicialmente claramente falsos respecto del espacio y, por este motivo, dudosamente verdaderos respecto de cualquier otra cosa. Por ello, fue considerado notablemente arduo, a la par que decisivo, el problema de establecer la consistencia interna de los sistemas no euclidianos. En la geometría riemanniana, por ejemplo, el postulado de las paralelas de Euclides es sustituido por la hipótesis de que por un punto dado exterior a una línea no puede trazarse ninguna paralela a ella. Planteemos, ahora, la cuestión de si es consistente el conjunto de postulados de la geometría riemanniana. Aparentemente, los postulados no son verdaderos referidos al espacio de la experiencia ordinaria. ¿Cómo puede entonces mostrarse su consistencia? ¿Cómo puede demostrarse que no conducirán a teoremas contradictorios? Evidentemente, la cuestión no queda resuelta por el hecho de que los teoremas ya deducidos no se contradicen entre sí, toda vez que subsiste la posibilidad de que el próximo teorema que se deduzca introduzca la discordia en el sistema. Pero hasta que se resuelva esa cuestión no puede haber certeza de que la geometría riemanniana constituya una verdadera alternativa al sistema euclidiano, esto es, que sea igualmente válida matemáticamente. La posibilidad misma de la existencia de geometrías no euclidianas pasó así a depender de la resolución de este problema.

21.- El texto gira en torno

a) a la verdad de los axiomas de las geometrías no euclidianas.

b) a la equivalencia de la geometría de Euclides y la de Riemann.

c) al problema de la consistencia de las geometrías no euclidianas.

22.- En el texto, los términos ‘axioma’ y ‘postulado’ son

a) equivalentes.

b) contradictorios.   

c) empíricos.

23.- Resulta incompatible con el texto sostener que

a) las geometrías no euclidianas difieren del quinto postulado de la geometría euclidiana.

b) el problema central de las geometrías no euclidianas era probar su consistencia interna.

c) en la geometría de Riemann se cambia el quinto postulado de Euclides por una hipótesis.

24.- Podemos deducir que la geometría euclidiana en el siglo XIX era considerada

a) incoherente.

b) consistente.

c) incompleta.

25.- Si    las  geometrías   no  euclidianas  hubiesen  tenido   una evidencia incontrovertible respecto del espacio,

a) habrían generado una gran cantidad de paradojas.

b) no se habría planteado la cuestión de su validez.

c) nadie podría haber defendido su verdad matemática.


👇 DEJA TUS RESPUESTAS EN LOS COMENTARIOS 👇 

Comparte nuestras publicaciones en tus redes sociales si crees que pueden ser de ayuda para tu público. Además, deja tus comentarios con blogger o facebook en la parte inferior.

Emplea un lenguaje de respeto a la comunidad al momento de dejar tu comentario. Recuerda que tu lenguaje te identifica como persona, el cambio de la educación empieza por ti.

Publicar un comentario

Emplea un lenguaje de respeto a la comunidad al momento de dejar tu comentario. Recuerda que tu lenguaje te identifica como persona, el cambio de la educación empieza por ti.

Publica un comentario (0)

Artículo Anterior Artículo Siguiente