Examen de Habilidades Generales Comprensión Lectora Nombramiento Docente 2022

Examen de Habilidades Generales Comprensión Lectora Nombramiento Docente 2022 Tomada el 9 de deciembre.


Texto 1 

Los habitantes de Cubo del Vino consideraban que Vicente Holgado era tozudamente tonto. Pero Vicente no se daba cuenta de la percepción que sus conciudadanos tenían de él. Desde pequeño, mostraba una profunda concentración en temas totalmente inútiles. Pese a ello, logró acabar la escuela a base de conmover al profesorado con la bondad de su mirada. De adulto, fue testigo de cómo sus compañeros conseguían trabajo aquí y allá, mientras él permanecía "ocioso". 

Al menos así lo creía la gente, pero, en realidad, Vicente se dedicaba a investigar cuestiones singulares, como la posible relación entre el efecto invernadero y el gas metano proveniente de las deposiciones de los dinosaurios. 

Las investigaciones de Vicente, sin embargo, no eran apreciadas en su localidad. La gente no lo tomaba en serio, sobre todo, cuando intentaba conseguir o mantener un empleo. Por ello, empezó a reflexionar sobre si sus ideas y su comportamiento, en efecto, lo hacían parecer un tonto. Pensó que quizás debía tratar de ser como aquellas personas que, a su edad, tenían trabajos estables y habían empezado a casarse y a tener hijos. 

Vicente, entonces, decidió emigrar a una gran ciudad donde no fuera conocido. No quería que nadie se entere de sus verdaderos intereses. Supuso que le bastaría con disimular. Así, podría montarse una existencia igual a la de los otros, con un trabajo, una casa, una familia; en fin, con todo aquello que parece proporcionar felicidad. 

Al llegar a la gran ciudad, su primera misión fue alojarse en una pensión con una ventana hacia la calle. Desde allí, se dedicó a observar a la gente para, luego, minuciosamente, reproducir su comportamiento. En un cuadernito, tomaba nota de las frases que oía y que le parecían especialmente útiles. Después, las replicaba frente al espejo procurando adoptar las actitudes que había visto en las personas que las utilizaban. 

Al mes, Vicente consideró que estaba listo para buscar trabajo. Se puso el traje y la corbata guardados en el armario, y salió a la calle. Luego de visitar un sinnúmero de empresas, una compañía dedicada a la venta de enciclopedias a domicilio decidió contar con él. Por suerte, encontró cierta comodidad en esta labor. Si bien no hablaba de los temas que le interesaban, el trabajo le permitía lanzar discursos en público, que era algo que también disfrutaba hacer. Así, pronto contó con ingresos estables, y, lo que era más importante, tenía el aprecio de sus compañeros y jefes. 

Como era un hombre muy atento a los detalles inusuales, advirtió que las personas compraban enciclopedias cuando podían imprimir en ellas una duradera carga de afecto. Entonces, se le ocurrió visitar domicilios en los que recientemente el hijo único había emigrado a otro país en busca de un futuro mejor. Se presentaba allí como si no supiera nada y decía que llevaba el pedido del "joven Fulano de Tal". Los padres, compungidos, siempre recibían la enciclopedia, pensando en que su primogénito la había olvidado. 

En poco tiempo, Vicente Holgado llegó a ser el vendedor número uno de su empresa. Ascendió y tuvo a su cargo un numeroso grupo de vendedores. Incluso, empezó a salir con una chica que parecía estar muy enamorada de él y a la que nunca, en varios años de noviazgo, le confesó sus verdaderos intereses. Pese a todo esto, él se cansaría de la vida que estaba llevando. 

Es cierto que empezó a ganar un muy buen dinero, que le alcanzaba hasta para ahorrar, que gozaba de la consideración de la empresa, pero a él solo le apetecía sumergirse en las pesquisas a las que dedicaba toda su energía en Cubo del Vino. Por esta razón, tomó la decisión de dimitir. Su jefe no podía entenderlo y lo instó a darle una explicación. Con cierta ansiedad y malicioso placer, Vicente le dijo que era tonto, pero que lo había disimulado. Al principio, su jefe no se lo creía, pero, al ver que Vicente se enardecía explicando sus innumerables teorías, absorto y resignado le dijo: "Es cierto. Es usted verdaderamente tonto, presente su renuncia y váyase de aquí ahora mismo". 

Su novia, horrorizada, lo abandonó cuando se enteró del motivo de su renuncia. Al fin, Vicente sintió que había recuperado su identidad. A la semana siguiente, viajó a su pueblo natal y compró una espaciosa casa de campo, y, verdaderamente feliz, se entregó al desarrollo de sus investigaciones.

Algunas décadas más tarde, y ante los científicos más prestigiosos del momento, un geoquímico mundialmente reconocido presentaría conclusiones semejantes a las que Vicente llegó en una de sus primeras investigaciones. Para aquel tiempo, un anciano Vicente prestaba poca atención a este tipo de noticias y concentraba su interés e imaginación en identificar la manera de registrar con exactitud la duración de las tormentas. 

Adaptado de Millás, Juan José. (2019). Una vocación imposible.

1. Según el texto, ¿en qué consistía la verdadera felicidad para Vicente Holgado? 

a. En tener un trabajo, una casa y una familia. 
b. En dedicarse plenamente a sus propias investigaciones. 
c. En cambiar la opinión que sus conciudadanos tenían sobre él.

2. En el primer párrafo del texto, se ha usado la palabra "tozudamente" de la siguiente manera: "Los habitantes de Cubo del Vino consideraban que Vicente Holgado era tozudamente tonto". ¿Cuál de las siguientes palabras tiene el mismo sentido que "tozudamente" en el fragmento anterior? 

a. Irremediablemente. 
b. Cuidadosamente. 
c. Arbitrariamente.

3. ¿Cuál de las siguientes secuencias de hechos se ajusta a un orden cronológico de la historia? 

a. Vicente se alojó en una pensión con una ventana hacia la calle - Vicente ganó suficiente dinero como para ahorrar - Vicente ascendió en la empresa dedicada a la venta de enciclopedias. 
b. Vicente empezó a salir con una chica que parecía estar muy enamorada de él – Vicente le explicó a su jefe por qué decidió renunciar - Vicente compró una casa de campo en Cubo del Vino. 
c. Vicente dedicó su tiempo a observar a la gente para imitarla - Vicente emigró a una ciudad donde nadie lo conocía - Vicente se concentró en registrar con exactitud la duración de las tormentas.

4. ¿Cuál es el rasgo de personalidad de Vicente Holgado que sobresale a lo largo del texto? 

a. Es ansioso. 
b. Es distraído. 
c. Es ingenioso.

5. A partir de las acciones de Vicente Holgado, ¿cuál de las siguientes afirmaciones es verdadera? 

a. Vicente Holgado consiguió obtener un trabajo estable en su ciudad natal. 
b. Vicente Holgado desarrolló investigaciones sin relevancia dentro del campo cientifico. 
c. Vicente Holgado ocultó sus verdaderos intereses para lograr la aceptación de las personas.

6. En el primer párrafo del texto, se ha usado la palabra "ocioso" entre comillas de la siguiente manera:

“De adulto, fue testigo de cómo sus compañeros conseguían trabajo aquí y allá, mientras él permanecía "ocioso". Al menos así lo creía la gente, pero, en realidad, Vicente se dedicaba a investigar cuestiones singulares [...]”. 

¿Con que intención el autor pone entre comillas la palabra "ocioso"? 

a. Resaltar que era equivocada la percepción que se tenía sobre las actividades que realizaba Vicente Holgado. 
b. Cuestionar la falta de interés de Vicente Holgado para encontrar un empleo estable en su localidad natal. 
c. Enfatizar que Vicente Holgado se rehusaba a mostrar su verdadera personalidad frente a sus conciudadanos.

Texto 2

Durante más de dos décadas, he sido profesor en varias instituciones de educación básica y superior. En las aulas, empecé con pizarrón y tiza; luego, pasé de las transparencias a un proyector multimedia; después, de una voluminosa tele y las películas en VHS a los videos de YouTube. Pero, hacia mediados de marzo de 2020, desaparecieron las aulas y los docentes debimos reinventarnos. Como casi todos los oficios, el de la educación cambió con la llegada de la pandemia, y las clases y evaluaciones se realizaron a distancia. Ante esto, es válido preguntarse si los cambios producidos por la emergencia sanitaria deben mantenerse con el paso del tiempo. 

Hay autoridades educativas, sobre todo de instituciones privadas, que preferirían que sigamos en una modalidad exclusivamente virtual, sin utilizar aulas, sin el pago de servicios básicos ni seguridad, sin espacios compartidos. Por otro lado, hay docentes de la "vieja guardia" que anhelan volver a la clase presencial y al pizarrón de antes. Yo pienso que ambas opciones son inconvenientes. En la transformación de la educación de 2020, perdimos y ganamos, y es hora de asimilar esto para aprender y enseñar mejor. 

Dentro de lo que perdimos, se encuentra la desaparición de los momentos para compartir entre los estudiantes y los docentes. Como menciona la profesora norteamericana Karen Strassler, los espacios universitarios, por ejemplo, nunca garantizaron la igualdad entre estudiantes de distinta realidad socioeconómica, pero sí crearon un ambiente propicio en el que la enseñanza mediante las mismas herramientas favorecía que los estudiantes de disímil procedencia imaginen que es posible el desarrollo o transformación de sus lugares de origen. 

Por otro lado, las salas de estudio, las bibliotecas, los patios, los equipos, los softwares o los laboratorios contribuyen a que los estudiantes tengan similares condiciones para aprender. Antes de la pandemia, en las amplias mesas de madera o en las carpetas de los salones, se creaba un clima saludable para el estudio. Sin embargo, con el confinamiento en casa, para muchos, estudiar se convertía en una actividad especialmente dura y perjudicial. 

Según expertos en educación y psicología, las dificultades de las poblaciones de sectores más vulnerables para estudiar fuera del aula producen angustia, estrés, retrasos y deterioro en el rendimiento en todos los niveles educativos. Al estar obligados a quedarse en casa, unos tienen silencio, y otros, ruido constante. Algunos comparten habitación con sus hermanos y la usan también como espacio de estudio. Algunos tienen mejor conexión a internet y otros deben compartir sus computadoras. Incluso, hay quienes han tenido que dejar de estudiar para trabajar y ayudar a sus familias. Por ello, volver a las aulas se convierte en una medida imperativa, porque son sitios en los que, aunque no se consiga borrar las diferencias sociales, las condiciones de estudio son más igualitarias entre los estudiantes. 

Pese a ello, es indudable que la educación a distancia trajo algunos efectos favorables. Uno de estos es que la lejanía puede acercarnos a nuestros estudiantes. En mi experiencia, muchos estudiantes se sienten con mayor libertad para hablar. Por ejemplo, en una clase virtual, con 38 estudiantes de primer año de Periodismo, sobre qué rasgos debe tener un buen reportero, mis estudiantes empezaron a escribir en el chat del aula virtual los nombres de los periodistas que admiran, como Bob Woodward, Carl Bernstein o Raquel Correa. De pronto, un estudiante escribió el nombre de un personaje de un programa infantil de Chile (31 minutos). Y comentó que, de niño, quiso ser periodista gracias a este personaje, que explicaba por qué los pueblos se quedan sin agua. Este personaje humorístico cubría temas que otros medios latinoamericanos de entonces no abordaban. Si la sesión hubiera sido presencial, considero que difícilmente un estudiante se atrevería a compartir que su referente de periodismo es un muñeco de trapo, pues debería superar el temor al posible desdén del docente o a las burlas de los compañeros, o a ambos. 

En este sentido, considero que, en el progresivo regreso a las aulas, debemos conservar lo que hemos ganado trabajando en el entorno digital, en el que los estudiantes de esta generación se sienten como peces en el agua. Aunque no se puede afirmar que los estudiantes perciben que su comodidad en redes se traspasa a sus labores educativas, la modalidad virtual favorece que sigan su propio ritmo y, por ejemplo, accedan a las sesiones virtuales grabadas cuando lo necesiten. Es decir, la virtualidad incrementa las posibilidades de que los estudiantes autorregulen sus procesos de aprendizaje. Y, junto con la ganancia digital, tenemos que revalorar lo presencial, los aspectos intransferibles de encontrarnos en un mismo lugar para conocernos mejor y aprender juntos mirándonos a las caras.

Adaptado de Herrscher, Roberto. (2020). Artículo de opinión publicado en el portal del diario The New York Times. Recuperado el 15 de agosto de 2020 de https://n9.cl/3gmrf


7. Según el autor del texto, ¿cuál de las siguientes ventajas es ofrecida exclusivamente por una modalidad educativa presencial? 

a. Ayuda a crear condiciones de estudio similares para estudiantes de distinta procedencia. 
b. Contribuye a que los estudiantes se expresen con mayor libertad durante las clases. 
c. Incrementa la posibilidad de que los estudiantes autorregulen sus aprendizajes.

8. ¿Cuál de las siguientes ideas es sostenida por la profesora norteamericana Karen Strassler? 

a. El retorno a una modalidad educativa totalmente presencial es una medida urgente, pues brinda condiciones igualitarias para los estudiantes. 
b. Las aulas permiten que los estudiantes de diversas condiciones sociales imaginen que es posible el desarrollo de sus lugares de origen. 
c. La emergencia sanitaria provocó que desaparezcan los momentos para que estudiantes y docentes compartan en un mismo espacio físico.

9. En el segundo párrafo del texto, se ha usado la palabra "inconvenientes" de la siguiente manera: 

“Hay autoridades educativas [...] que preferirían que sigamos en una modalidad exclusivamente virtual [...] Por otro lado, hay docentes de la "vieja guardia" que anhelan volver a la clase presencial y al pizarrón de antes. Yo pienso que ambas opciones son inconvenientes". 

¿Cuál es el sentido de "inconvenientes" en el fragmento anterior? 

a. Incómodas. 
b. Desacertadas. 
c. Contradictorias.

10. El autor menciona que, durante una de sus clases, un estudiante comentó que tenía como referente de periodismo a un personaje de un programa infantil. ¿Con qué intención el autor hace referencia a este hecho? 

a. Cuestionar que, durante las sesiones virtuales, muchos estudiantes se burlen de las ideas de sus compañeros. 
b. Dejar en claro que los estudiantes familiarizados con el entorno digital cuentan con una gran diversidad de referentes. 
c. Evidenciar que la virtualidad favorece que algunos estudiantes sientan mayor confianza para compartir sus experiencias.

11. A partir de la información sobre los estudiantes y las clases virtuales, ¿cuál de las siguientes afirmaciones es verdadera? 

a. Los estudiantes sienten la misma comodidad en las clases virtuales que cuando utilizan sus redes sociales. 
b. Los estudiantes pueden acceder a las sesiones grabadas de sus clases virtuales las veces que crean necesarias. 
c. Los estudiantes aprenden mejor mediante los foros virtuales, en donde pueden ofrecer sus opiniones con libertad.

12. De qué trata el texto principalmente? 

a. De las consecuencias de la pandemia en estudiantes que viven en condiciones de vulnerabilidad. 
b. Del desinterés de algunas autoridades educativas para favorecer el regreso a las clases presenciales. 
c. De la necesidad de reconocer los beneficios para el aprendizaje de las modalidades presencial y virtual.


Emplea un lenguaje de respeto a la comunidad al momento de dejar tu comentario. Recuerda que tu lenguaje te identifica como persona, el cambio de la educación empieza por ti.

Publicar un comentario

Emplea un lenguaje de respeto a la comunidad al momento de dejar tu comentario. Recuerda que tu lenguaje te identifica como persona, el cambio de la educación empieza por ti.

Publica un comentario (0)

Artículo Anterior Artículo Siguiente